Tapizado de sillas de hostelería, asientos de moto, colchonetas náuticas, asientos de barco y mobiliario clínico.
621 380 349
C/Nicolau Calafat 22 Palma de Mallorca

¿Cómo tapizo si no tengo grapadora?

 ¿Cómo tapizar una silla sin grapadora?

Normalmente para tapizar se usan grapadoras. Pueden ser manuales, eléctricas o neumáticas. Todas funcionan con grapas para tapizar. Pero si no tengo grapadora y no la puedo conseguir... ¿Cómo tapizo sin grapas? ¿Se puede tapizar una silla sin utilizar una grapadora?

A continuación te contaré como se puede hacer el tapizado de una silla sin grapadora.

Tapizar sin grapas no es algo nuevo

El arte de la tapicería es muy antiguo. Los egipcios ya tapizaban con cuero y en la edad media los reyes usaban asientos que mandaban tapizar. En los siglos XVIII y XIX había una floreciente industria de butacas y sillas tapizadas con telas y fibras vegetales. Y durante todos esos siglos se tapizaba sin grapadora. Aún no se había inventado.

Las primera grapadora se patentó el 7 de agosto de 1866 . Y no era para tapizar. Se trataba de una grapadora para grapar papeles. Luego fueron saliendo modelos manuales para tapicería y más adelante grapadoras eléctricas y de aire Así que antes de eso ¿cómo tapizaban sin grapadoras?

Tapizar sin grapadora
¿Se pueden tapizar sillas sin usar grapas?

Antiguamente se tapizaba sin grapas, con clavos

Así de sencillo. Para tapizar una silla sin grapadora se deben usar clavos de tapicero en su lugar. Los clavitos para tapizar se llaman semences .

Para hacer un tapizado con clavos se emplea un martillo de tapicero . 
El martillo de tapicero tiene la cabeza fina para facilitar su manejo. Es la herramienta que durante años han usado los tapiceros para tapizar sin grapadoras.

Tapizando con martillo y clavos

La forma de tapizar con martillo y clavos no es muy diferente a tapizar con grapas.

La tela se corta igual y las espumas se preparan igual. La única diferencia es que no se pone el tapizado con la grapadora sino clavando clavitos.

Es importante centrar la tela y clavar unos clavos para que se mantenga centrada. Luego hay que ir tensando la tela hacia los lados e ir clavándola clavo a clavo.

Para terminar se tapa la parte baja con una tela de fondo. Igualmente se fija con clavitos de tapicero.

En caso de que tengas que cambiar las cinchas, también se clavan a la estructura de la silla con el martillo y los clavitos.

¿Y si no tengo martillo de tapicero?

En un caso extremo de no tener ni grapadora, ni martillo de tapicero, ni clavos semences, deberás usar tu imaginación.

Podrías utilizar un martillo normal y clavos cortos, que no traspasen al otro lado de la madera. Incluso hay quien ha hecho un tapizado de emergencia con chinchetas de las que se usan para clavar notas en los tablones de corcho.

Te dejo un video de uno de esos tapizados sin grapas, ni martillo, ni metro, ni casi nada. Lo publicó Disa en su canal: 



Tapizado de sillas de hostelería, asientos de moto, colchonetas náuticas, asientos de barco y mobiliario clínico. Tel. 621 380 349 C/Nicolau Calafat 22 Palma de Mallorca